sábado, 30 de mayo de 2009

Los Nuevos Préstamos



Teníamos la Esperanza de que tratándose de fondos de la Anses las tasas no superarían el dígito", dijo el presidente de la Cámara Inmobiliaria.

La repercusión que tuvo el lanzamiento de créditos hipotecarios esta semana reflejó la magnitud de la necesidad de vivienda y financiación en un mercado que se caracterizó en los últimos tiempos por un enorme desierto crediticio.

Desde la vertiente de los desarrolladores y operadores inmobiliarios, si bien hay dudas y respuestas no coincidentes hubo acuerdo en destacar que se trata de una propuesta en pesos y a tasa fija, que no es poco.
Las incógnitas pasan por las cotizaciones en dólares que alcanzaron los departamentos -frente a ingresos en pesos-, aunque en la actualidad se muestran amesetadas y sometidas muchas veces a negociaciones que parten de un 12 a un 15% en menos del precio pretendido. Por este motivo, algunos opinan que la línea anunciada puede ser útil para conseguir un ambiente más o para construir en un barrio privado o en el interior.
Raúl Sáenz Valiente, vicepresidente de la Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU), dice que es útil para los que sueñan con vivir en un barrio privado. "Pueden comprar el terreno y con 650 dólares por m2 construir una casa por unos 80.000 dólares o incluso contratar un housing para levantar la vivienda según su gusto y con empresas muy consolidadas en este sistema, con un crédito que en este caso es a tasa fija durante 20 años. En la presentación en el Banco Hipotecario nos adelantaron que tratarán con ojos más benévolos los grupos familiares".
Para Néstor Walenten, presidente de la Cámara Inmobiliaria Argentina, se trata de una iniciativa que venían reclamando desde noviembre.
"Entendemos que a pesar de la ventaja de la tasa fija, el interés todavía es muy alto. Teníamos la esperanza de que, tratándose de fondos de la Anses, no superarían un dígito."
Agrega que la medida es positiva, habida cuenta de la desaparición de la banca privada en estas líneas a partir de la crisis hipotecaria internacional. "Puede tener éxito en el interior, especialmente para la construcción, donde se logra una financiación del ciento por ciento."
Como contrapartida admite Walenten que los precios de los departamentos están altos, "pero fueron convalidados por la demanda. En realidad, lo que quedó rezagado es el salario y de allí surge la necesidad de un crédito más accesible".
En el sector premium del mercado, Fernando Cancel, de Kantai, consideró que esta línea de crédito no tendrá ninguna incidencia, "pero, por el monto y las tasas, el destinatario, que es el comprador de clase media, tiene que tener un ingreso importante para esta época.

El interesado tendrá que dejar la zona que le gusta para buscar lugares donde los inmuebles tengan menor cotización".
Para la clase media
Agrega que "la clase media tiene hoy la prioridad de mantener un empleo que no sabe cuánto durará y la inquietud de qué pasará con la inflación, ya que se trata de plazos de pago muy largos. Esto genera dudas en la gente como ocurrió con los planes para la compra de automóviles. Sin embargo, la tasa fija es algo muy interesante. Habrá que esperar un par de meses para ver el resultado; en este contexto parece un efecto eleccionario".
Jorge Toselli, de JT Inmobiliaria, coincide en las ventajas de la tasa fija. "Es muy conveniente, en especial para el que piensa construir y es una medida que tiene que reactivar el mercado. Pienso que servirá en las provincias, no tanto en el eje norte de la Capital y del conurbano, donde las cotizaciones son elevadas, pero beneficiará las zonas donde los precios son más accesibles."
Adelanta que hoy y mañana seguramente habrá más interesados recorriendo las guardias para cotejar precios y comodidades. "Pero donde creo que andará muy bien esta línea es en el segmento de los barrios privados, donde se puede construir una vivienda de 90 m2 con unos 60.000 dólares."
La línea del Banco Hipotecario El crédito para tu casa parte de una tasa de interés nominal del 13,98% anual por montos hasta 300.000 pesos, un plazo de hasta 20 años para la construcción y 15 para la compra, con una financiación del 100% y 70%, respectivamente.
Los interesados deberán acreditar un ingreso mínimo neto por grupo familiar de 2000 pesos, ser menores de 65 años y podrán comprometer hasta un 40% del sueldo mensual. En el caso de que se tome la mitad, es decir, 150.000 pesos a 15 años, el ingreso mínimo para una vivienda nueva será de 5400 pesos y para la usada, de 5800. Para la construcción deberán acreditar 4786 pesos.

Fuente: Por Rafael Giménez
LA NACION

miércoles, 27 de mayo de 2009

Créditos Hipotecarios 2009



La presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció ayer el lanzamiento de la nueva línea de créditos hipotecarios para vivienda única. Serán préstamos que tendrán una Tasa Nominal Anual (TNA) fija y en pesos –entre el 10 y el 15,20 por ciento–, plazos de hasta 20 años y montos que irán desde los 50.000 hasta los 300.000 pesos. El sueldo mínimo familiar deberá ser de 2000 pesos y la relación cuota-salario se ubicará en el 40 por ciento. El plan, que durará dos años y medio, prevé colocar 40.000 créditos hipotecarios. La Anses aportará 1500 millones de dólares para el fondeo, que se instrumentará a través del Banco Hipotecario, entidad que es presidida por Eduardo Elsztain, y los directores Mario Blejer, en representación del Grupo IRSA, y Amado Boudou, por la Anses. Por otro lado, la entidad financiera relanzará las cédulas hipotecarias como instrumento de financiación, donde la Anses hará colocaciones en el Hipotecario a tasas del 2 por ciento en dólares.

“Estamos recuperando un instrumento que le cambió la vida a miles de argentinos, como fueron las viviendas impulsadas por el Hipotecario en toda su historia. También recuperamos un instrumento que en la década de 1990 se privatizó. En los 14 años de vida de las ex AFJP, sólo se invirtió el 0,4 por ciento del total de sus fondos, cuando por ley podrían haberlo hecho en un 40 por ciento. Con este plan para financiar viviendas a largo plazo, la Anses invertirá, en dos años, el 5 por ciento de sus fondos”, aseguró Fernández de Kirchner durante su discurso.
Hasta el momento, la entidad pública que otorgaba más créditos hipotecarios era el Banco Nación, aproximadamente 7000 préstamos por año, seguido por el Hipotecario con una cantidad similar. La Anses apuesta a los 40.000 créditos en dos años y medio, destinado a la construcción, ampliación, terminación de viviendas para aquellos que tengan un terreno propio, y la compra de viviendas nuevas y usadas. A partir de esta iniciativa, la entidad que conduce Boudou aportará 300 millones de dólares en 2009 y un poco más de 500 millones de dólares en 2010 y 2011.
“Pueden ser más los créditos que otorguemos, hay que ver la evolución del plan. Lo que buscamos es llegar a la mayor cantidad de familias posibles para mejorarles la calidad de vida”, aseveró Boudou.
A continuación, Página/12 presenta algunas condiciones de los préstamos hipotecarios:
- Para la construcción de una vivienda, con terreno propio, la tasa anual será del 10 por ciento y el costo financiero total (CFT) se ubicará en el 13,98 por ciento. Para este caso, el Hipotecario otorgará hasta el 100 por ciento de la financiación, cuyo monto mínimo es de 50.000 pesos y el máximo de 300.000. El plazo es de 20 años.
- En el caso de la adquisición de una vivienda nueva (ya construida), la tasa anual será del 13,50 por ciento y el CFT ascenderá al 17,92 por ciento. La financiación llegará hasta un 70 por ciento del total de la propiedad y el plazo máximo será de 180 meses.
- Para la compra de una propiedad usada, la tasa anual estará en el 15,20 por ciento y el CFT en el 19,96 por ciento. La financiación también será a 180 meses y hasta el 70 por ciento del valor de la propiedad.
Actualmente, la tasa promedio del mercado ronda el 25 por ciento anual, similar porcentaje para la relación cuota-salario. El plan elaborado por la Anses y el Hipotecario prevé una relación cuota-salario del 40 por ciento. Por ejemplo, para un préstamo de 150.000 pesos a 180 meses, puede darse el siguiente escenario:
- Para aquellas personas o cónyuges que tengan intención de construir una vivienda, con un ingreso mínimo de 4786,48 pesos, pagarán de cuota mensual 2012,16 pesos.
- Para la terminación de una vivienda, con ingresos mínimos de 4615,24 pesos, la cuota mensual será de 1945,18 pesos.
- En el caso de la adquisición de una nueva vivienda, con un ingreso de 5431,19 pesos, la cuota mensual será de 2283,41 pesos.
- Y para la compra de una vivienda usada, con un sueldo mínimo de 5862,42 pesos, la cuota será de 2462,16 pesos.
La iniciativa gubernamental tiene un doble objetivo. Por un lado otorgar financiamiento a largo plazo para la compra de viviendas. Y por el otro generar fuentes de trabajo, con la industria de la construcción a la cabeza. Por eso, las condiciones de los préstamos son más beneficiosas en los casos en que los consumidores cuenten con un terreno propio sobre el cual planifiquen construir o ampliar una vivienda.
Para construir una casa, un grupo familiar con un sueldo de 2000 pesos podrá solicitar un préstamo de 68.500 pesos a pagar en 20 años, con cuotas mensuales de 845 pesos. Y para construir una vivienda de 300.000 pesos, con un sueldo familiar de 9000 pesos, la cuota será de 3637 pesos (ver aparte). Bajo la óptica de Boudou, el nuevo rol de la Anses privilegiará la rentabilidad de los fondos previsionales colocando el dinero de los jubilados “en ladrillos y no en papeles”.
“Hasta ahora es el Banco Nación quien tiene un fuerte protagonismo en el mercado de préstamos a largo plazo. La idea es que el Nación empiece a focalizarse en el fomento de actividades productivas, para que el Hipotecario sea otra vez la entidad que le permita a miles de personas acceder a una vivienda, que sin la participación de una entidad crediticia no podrían hacerlo”, aseguró Fernández de Kirchner.
Por Sebastián Premici, para Página 12. 27 de Mayo de 2009

sábado, 23 de mayo de 2009

Créditos Hipotecarios

El Banco Central analiza más medidas para alentar el crédito

Premiará a las entidades financieras que ofrezcan las tasas de interés más bajas del mercado

Impulsar el crédito al sector privado figura siempre entre los deseos de toda administración pública. Pero, a medida que se acercan las elecciones, el deseo se transforma casi en un imperativo. Así, la semana que viene se espera que arranque la Anses con el anticipado lanzamiento de su línea de préstamos hipotecarios y, según confiaron fuentes del mercado, pronto le seguiría el Banco Central (BCRA), con el anuncio de nuevas medidas para incentivar a los bancos a mejorar su oferta crediticia.

El BCRA estaría trabajando en una norma para favorecer a aquellos bancos que tengan las tasas activas (como se denomina, técnicamente, a las tasas de interés que cobran las entidades por sus créditos) más bajas del mercado. La entidad que preside Martín Redrado tendría previsto reducir los requisitos de capital a los bancos que cobren más barato a la hora de financiar al sector privado.

Las entidades financieras tienen que cumplir regulatoriamente con lo que se conoce como "requisitos mínimos de capital", concepto que suele relacionarse con la reserva mínima de dinero que requiere cualquier banco para funcionar. Los requisitos de capital se determinan en función del riesgo que asume cada banco, de quiénes son sus deudores y de los plazos a los cuales tiene sus créditos, entre otros factores.

La idea, ahora, sería también tomar en cuenta la tasa de interés a la cual cada banco presta. Para una entidad, los capitales mínimos representan un costo, ya que se trata de dinero inmovilizado. Por eso, gozar de menores requisitos de capital tendría cierto atractivo.

Aunque, consultados al respecto, en una entidad de primera línea reconocieron que la medida no tendría tanto impacto en el entorno actual. "Con la incertidumbre que hay, todos los bancos estamos sobrecapitalizados por iniciativa propia. Si se reducen los requisitos de capital, no va a tener mucho impacto en lo inmediato", explicó un banquero, que pidió no ser nombrado. "Otra cosa sería que bajaran algún impuesto. Al descomponer las tasas de interés, se ve que los impuestos tienen una incidencia muy grande", agregó.

A través de su régimen informativo, el Banco Central ya le pidió a los bancos que le informen en detalle las tasas de interés que están cobrando por sus créditos. También está desarrollando pruebas en un grupo de entidades para evaluar el efecto que tendría la medida y determinar finalmente si conviene sacarla a relucir ahora o no. La autoridad monetaria viene hace tiempo desarrollando medidas para alentar a los bancos a dar crédito. Hace algunos meses lanzó una línea de contingencia para aquellas entidades que presten más y que, temporariamente, sufran una caída en sus depósitos, y además desarrolló un instrumento financiero (los swaps , como se denominan en la jerga) para que las entidades puedan descargar en el mercado el riesgo de dar crédito a tasa fija, a un plazo de 3 y 5 años. También estaría llevando a cabo un profundo estudio del negocio crediticio para determinar en qué proporción la escasez actual de financiamiento depende de problemas en la oferta o en la demanda.

Poco más que una sugerencia

En vísperas de las elecciones, desde el Gobierno dejaron entrever en más de una ocasión su deseo de que los bancos mejoren su oferta de crédito. Primero, hace algunas semanas, fue la presidenta Cristina Kirchner, que advirtió que las entidades bancarias estaban "sentadas sobre la liquidez" y que por ello creía que el Estado tenía que tomar un rol más activo en el financiamiento.

Las cámaras bancarias reaccionaron. Fue el caso de la Asociación de Bancos Argentinos (Adeba), que anunció una línea de $ 500 millones, distribuida en créditos para pymes a 12 meses a una tasa del 14% para la prefinanciación de exportaciones a 180 días y al 4,75% en dólares, y para préstamos personales a 12 meses al 15%. Aunque fue esta semana que, un mucho menos sutil Néstor Kirchner, directamente exhortó a los banqueros -se dirigió al jefe del Macro, Jorge Brito- a bajar las tasas de interés.

Claves

  • Menores exigencias . El BCRA evalúa reducir los requisitos de capital para las entidades que tengan las tasas activas más bajas del mercado.

  • Estudio en marcha . Además, está llevando a cabo un estudio para determinar en qué proporción la escasez crediticia depende de la oferta.

  • lamado kirchnerista . Tanto Néstor como Cristina Kirchner reclamaron que los bancos bajen las tasas y presten más al sector privado.

Fuente: Florencia Donovan -LA NACION- 23 de Mayo 2009

jueves, 21 de mayo de 2009

Lanzan otro plan de créditos hipotecarios


Se financiará la compra o construcción de vivienda con los aportes jubilatorios, pero habrá que ganar más de $ 4000 para acceder.

El Gobierno anunciará dentro de dos semanas la puesta en marcha de un nuevo plan de créditos hipotecarios destinado a la clase media, tras lograr haber plasmado ayer un acuerdo con su socio en el Banco Hipotecario (el grupo IRSA), que le concede injerencia en el gerenciamiento de esa entidad. Tal posibilidad hasta hace poco había sido férreamente resistida por el accionista privado.

Los reaseguros que tomó en el manejo compartido de esa entidad tienen millonarias razones: el dinero que se volcará para financiar la construcción o compra de una primera vivienda de uso permanente saldrá íntegramente de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), el organismo con el que la gestión kirchnerista parece dispuesta a reeditar la experiencia de un banco de desarrollo, tras haber "heredado" los aportes jubilatorios y recursos que por catorce años estuvieron bajo control de las AFJP.

La novedad fue confirmada ayer por el jefe de la Anses, Amado Boudou, quien ejerce como una de las "prendas" del acuerdo: la asamblea de accionistas del Hipotecario aprobó ayer su designación como director de esa entidad, junto con la del ex presidente del BCRA y actual director de YPF el economista Mario Blejer.

"Se trabaja junto al Hipotecario en un plan estratégico para la clase media, con créditos para la vivienda, porque es una actividad que tiene mucho impacto en la generación de empleos y el sostenimiento de la economía en general. Pero no está 100 por ciento terminado", adelantó Boudou, tras participar de la primera reunión de la comisión bicameral que buscará controlar el manejo de los aportes jubilatorios (ver aparte), y antes de aclarar que no daría más detalles porque el anuncio "lo hará la presidenta" Cristina Kirchner.
Infidencia

Sin embargo, horas más tarde, el funcionario no pudo sostener cabalmente su compromiso de discreción. Dijo a Radio Nacional que el crédito estaría dirigido a familias que demuestren ingresos de "$ 4000 mensuales para arriba", lo que confirma que se trata de un tipo de financiación que, pese a su flexibilización, sólo estará disponible para la clase media.

Según pudo establecer LA NACION de fuentes fidedignas de ambos accionistas, se trabaja sobre la idea de préstamos en pesos por hasta $ 300.000, a tasa fija (el costo financiero total rondaría el 15% anual) y a devolver en un plazo máximo de 15 años.

Sin embargo, aún no estaría definida la forma en que la Anses aportará el fondeo para la ambiciosa línea, que, en principio, contaría con $ 3000 millones para volcar al mercado.

Hasta ahora la Anses había aportado recursos a los bancos para financiar créditos mediante la constitución de plazos fijos en esas entidades a 12 o 18 meses y por los que le pagan una tasa del 11% anual. Pero ahora se trata de estirar el plazo hasta los 15 años, lo que supone la necesidad de generar mecanismos para que los aportes jubilatorios no se licuen (en un país que convive con la inflación, aun en tiempos de recesión), lo que promete generar controversias.

Los créditos servirán para comprar viviendas (se promoverá la compra de inmuebles a estrenar) y financiar la construcción de unidades nuevas, aunque, en este caso, se le pedirá al tomador que aporte el terreno, en una reedición de la línea Casa Propia, que con escasos resultados ya había lanzado el Hipotecario en marzo de 2006.

Las designaciones y el acuerdo Gobierno-IRSA, sobre el que las partes venían trabajando desde hacía cuatro meses, fueron confirmadas avanzada la tarde por sendos comunicados del Banco Hipotecario y la Anses. "Boudou y Blejer fueron elegidos por la clase accionista del controlante [el Estado]. Ambos nombramientos buscan lograr una sinergia entre el sector público y el privado" y le permiten al Estado "cumplir con la obligación irrenunciable de controlar sus inversiones", coincidieron.

Los detalles finales del plan comenzarán a pulirse en la reunión que el relanzado comité de vivienda del Hipotecario (conformado por cuatro representantes de cada lado) tiene prevista para mañana.

Si se avanza en ese ámbito, se esperarán el visto bueno de Cristina Kirchner, previsto para los primeros días de la semana próxima, y la aprobación del directorio del banco. "Eso nos permitirá comenzar a preparar al personal y organizar los sistemas para estar en condiciones de ofrecer los créditos el día después de que los anuncie Cristina, que podría aprovechar los actos del 25 de Mayo para hacerlo", admitieron desde la entidad.

El cuidado en el manejo de los tiempos apunta a no repetir experiencias fallidas, como los vaivenes sufridos por las variadas líneas de financiación al consumo que, casi en maratón, fueron anunciadas entre diciembre y enero para tratar de enfrentar la crisis.
Un antecedente que resultó muy caro

* El nuevo plan oficial de créditos hipotecarios deberá remontar la desazón que el "plan inquilinos" generó en muchos frustrados interesados en acceder a este tipo de financiación, además de solucionar los problemas que les generó a varios de los que los tomaron. Unas 600 familias, referenciadas en el Grupo Tasa Variable, protestan periódicamente porque el ajuste en las tasas terminó por desvirtuar la operatoria. "Nos cobran hasta el 70/80% de nuestros ingresos. Es insostenible", denunció Diego Ferrari, uno de los damnificados, que recuerda que para acceder al préstamo a tasa combinada "insistían en que la relación cuota-ingreso no supere nunca el 30%".

* Beneficios mutuos: con el acuerdo entre accionistas el Estado recupera un instrumento para generar una oferta de crédito para la vivienda en momentos en que los bancos privados son reacios a prestar a largo plazo por falta de fondeo. A su vez, el Hipotecario -si la línea es exitosa y aunque trabajará con spread casi cero- generará ingresos por los costos de originación de préstamos y por la apertura de cuentas y emisión de tarjetas de débito y crédito vinculadas con ellos.

* Fuerzas más parejas: aunque tras la privatización del banco el Estado siempre conservó el 64,5 por ciento del capital accionario, su derecho a voto representa menos de la mitad. Desde ayer las fuerzas quedaron algo más emparejadas en el directorio: hay siete directores que responden a IRSA y seis que representan al sector público.

* Ultimos movimientos: el 29 de abril pasado -en una asamblea que pasó a cuarto intermedio hasta ayer- ya había sido nombrado miembro del directorio el ex presidente del Instituto de Vivienda de Santa Cruz Marcelo Cufré, que responde al ministro de Planificación, Julio De Vido. Tres meses antes había desembarcado Diego Bossio, un joven economista ligado al gobernador mendocino, Celso Jaque, y marido de la síndica general adjunta de la Nación, Valeria Loira, muy cercana a la presidenta Cristina Kirchner.

Fuente: Javier Blanco - LA NACION - 14 de Mayo de 2009

martes, 12 de mayo de 2009

El Sueño Imposible - La casa propia

El Presidente de La Cámara Inmobliaria Argentina Néstor Walenten precisó cuáles son las zonas de más inversión y las de mayor demanda.




Fuente: La Nación Mayo de 2009

domingo, 10 de mayo de 2009

En Qué Hay Que Invertir?


Los mercados internacionales empiezan a dar señales de recuperación y los inversores ya se plantean el rearmado de sus carteras; en el plano local, el ruido político de las elecciones es el principal desafío que hay que sortear.

Los inmuebles bajo la lupa:

Si el primer amor de los argentinos es el dólar, sin lugar a dudas, el segundo podrían ser los ladrillos. Inversión por excelencia en momentos de incertidumbre, como el actual, los inmuebles mostraron una apreciación inigualable después de la devaluación de 2001. Sin embargo, ni el parate de los últimos meses parece haber surtido efecto en los precios de las propiedades de los barrios más cotizados, por lo que, para los analistas, todavía no sería momento de comprar, menos si lo que se busca es hacer una diferencia en el mediano plazo.

Por lo contrario, Mariano Sardáns, presidente de FDI, considera que, en la Argentina, hoy es momento para vender. "Esperamos un ajuste para abajo, en promedio, del orden del 40%", alerta el especialista. Claro que, tal como se comprobó en la crisis de 2001, siempre hay salvedades según el barrio, las modas y el tipo de inmueble, entre muchos otros factores.

Fuente: La Nación - 10 de Mayo de 2009

sábado, 9 de mayo de 2009

Mercado Inmobiliario 2009 en caída


Caída de la actividad inmobiliaria en la ciudad durante el primer trimestre del año

En ese período, se registró una baja de un 39,32% en la cantidad de escrituras, según el Colegio de Escribanos porteño; en cuanto a los montos involucrados, hubo una merma de un 30,06%; si se lo compara marzo con febrero, se evidencia un alza del 72,57%.


La actividad inmobiliaria de la Ciudad de Buenos Aires también sufre la crisis. Durante el primer trimestre de este año, la cantidad de escrituras que se realizaron cayeron un 39,32% (8706) si se compara este dato con el del mismo período del año pasado (14.349), según el Colegio de Escribanos porteños.

El organismo indicó que si se miden los montos, la caída es del 30,06% ($ 2.417.900.357,94 en 2009 contra $ 3.457.415.166,34 en 2008). Marzo tampoco fue un buen mes para el sector. Con respecto a la cantidad de escrituras, las operaciones bajaron un 21,92% respecto del mismo mes de 2008. No obstante, el dato fue mejor que el de febrero: en relación a ese mes se registró una suba del 43,27%.

Fuente: La Nación 06 de Mayo de 2009


sábado, 2 de mayo de 2009

Estar más cerca de la demanda


No fue suficiente la crisis financiera para sacudir al planeta: ahora que parecía asomar una leve recuperación, otro cimbronazo angustia al mundo. La gripe porcina importada de México amenaza y genera en estos días una importante caída de las bolsas en el mundo y otras consecuencias encadenadas, como la baja en el turismo, con todo lo que eso conlleva de negativo en la economía mundial.


El temor a una pandemia por la gripe se instaló en el escenario internacional, lo que sacude a las sociedades desarrolladas y emergentes, porque desconoce fronteras. Mientras tanto -y para sumar otro tema que aumenta el desconcierto o la confusión con peleas mediáticas-, la campaña política comenzó fuerte, mientras desciende el consumo y la gente cuida seriamente el bolsillo.

Un operador con amplia experiencia en áreas del Real Estate menos convencionales susurraba estos días: "Hay que encarar el negocio como un trabajo artesanal. Ocuparse de lo que la gente necesita, que significa mucho más que poner un aviso. Es necesario escuchar qué es lo que quiere, qué puede comprar con el dinero que cuenta o los activos que tiene que vender para concretar una operación. No es fácil, pero sólo hay una manera, ocuparse casi personalmente de cada caso".

La experiencia de 2001 no fue en vano. No son pocos los que se acercan a la demanda para atender sus requerimientos sin intermediarios, porque saben que ahora el esfuerzo en los negocios se triplica. Otro empresario, habituado tanto a los picos de bonanza como a la frustración, insinuaba: "No estamos tan mal. Han pasado meses en los que apenas se registraba alguna que otra operación. Lo que pasa es que estamos hartos de vivir a los saltos".

Hay que tener la capacidad para sobrevolar los momentos de tensión e incertidumbre que exige el día a día y entender cuando grandes inversores advierten que aquí queda mucho por hacer y que América latina, y países como la Argentina y Uruguay, por ejemplo, mantienen intacto su potencial, y que es tiempo de estudiar o enhebrar negocios para un futuro no lejano.

Aquí, quedan muchas asignaturas pendientes: sincerar los mercados, las finanzas, los precios. Y buscar soluciones para que la vida de la gente mejore, no sólo con propuestas más accesibles, sino teniendo en cuenta que el lugar para habitar es el renovado punto de partida de un momento de la vida que merece calidad en el concepto más amplio de la palabra.

Fuente: Por Adriana B. Anzillotti - LA NACION
Related Posts with Thumbnails