miércoles, 31 de agosto de 2011

Menos Ventas en la Pcia. de Buenos Aires

Provincia de Buenos Aires
Menos operaciones inmobiliarias

Las compraventas cayeron levemente en julio, pero hubo un fuerte salto en el valor escriturado
De acuerdo con los registros del Colegio de Escribanos de la provincia de Buenos Aires, en julio pasado el números de compraventas cayó levemente respecto de junio. Sin embargo, el dinero escriturado tuvo un incremento de $ 100 millones en el total de los montos correspondientes a dichas transacciones.
En julio, último mes con cifras confirmadas por el Colegio, se inscribieron 11.833 compraventas, lo cual arroja, en comparación, algo menos de 400 transacciones por debajo de las que se habían hecho durante el mes de junio de este año, cuando se registraron 12.223.
Sin embargo, al observar el monto de los negocios en pesos, se constata que se desembolsaron 2624,3 millones en julio, casi 100 millones más que en junio, cuando se abonaron $ 2529,4 millones, lo cual podría considerarse como un efecto del aumento que se viene observando en los valores inmobiliarios.
Pero la comparación más significativa es la que puede establecerse entre julio pasado y el mismo mes de 2010. En esa compulsa, se registra un aumento de los montos pagados por las compraventas de propiedades, que casi llega a los $ 1000 millones: ($ 2624,3 millones en julio de 2011 contra $ 1637,9 millones en julio de 2010), lo que significa una suba de del 60,2 por ciento.
Según informó el Colegio de Escribanos bonaerenses, esta tendencia se mantuvo a lo largo de lo que lleva transcurrido el actual ejercicio, puesto que en los primeros siete meses del presente año se han acumulado montos que equivalen al 70% de los totales registrados en 2010, restando aún transcurrir meses que son estacionalmente favorables a este tipo de negocios, con lo cual hace previsible, de mantenerse la actual tendencia, que en 2011 se superarán marcadamente los resultados del año anterior. Para el presidente del Colegio, Carlos Agustín Sáenz, se está ante un mercado inmobiliario consolidado y con tendencia creciente a lo largo del presente año.
En lo que va de 2011, los escribanos de la provincia registraron 66.206 compraventas por un valor total de $ 14.223,6 millones. En el mismo período de 2010, se habían anotado 60.589 escrituras, por un valor de $ 9413 millones. El número de registros aumentó el 9,2%, pero el monto acumulado de las operaciones lo hizo en un 51 por ciento.
$ 2624,3 Millones
La cifra corresponde al monto total escriturado en julio de este año, en la provincia de Buenos Aires.
Fuente: La Nación 27 de agosto de 2011

viernes, 19 de agosto de 2011

Cámara Argentina de Inmobiliarias Rurales (CAIR)

Una cámara para el negocio inmobiliario
CAIR representará a operadores del rubro
Con una treintena de empresas integrantes y en crecimiento ya está en funcionamiento la Cámara Argentina de Inmobiliarias Rurales (CAIR).
Presidida por Roberto Frenkel Santillán, un hombre que proviene de Bullrich Campos, Cair apunta a profesionalizar la actividad, jerarquizarla y ofrecer numerosos servicios útiles para quienes trabajan en el negocio inmobiliario.
"La creación tuvo que ver con la imperiosa necesidad de jerarquizar la profesión, ordenarla y darle jerarquía a los importantes activos que pasan por nuestras manos. Además, atender bien al inversor y el propietario con informes serios, confiables, veraces y técnicos", expresó Frenkel Santillán en diálogo con LA NACION.
La nueva entidad buscará también "dar servicios a la sociedad y los asociados" sobre temas como estadísticas, mercados, prácticas comerciales, precios orientativos.
"Habrá cursos de capacitación, ayuda legal y notarial para los asociados. Todos los socios que no tienen oficinas en Buenos Aires pueden tener su lugar en nuestra sede", comentó Frenkel Santillán.
Entre otros objetivos, CAIR también apuntará a asumir la representación de sus asociados frente a diferentes temas vinculados con el sector.
"La cámara se va a expresar, defender los intereses de los asociados ante terceros, instituciones, autoridades de aplicación y de Gobierno si resultara necesario. Estaremos para que nos escuchen", dijo Frenkel Santillán, que señaló que en la entidad esperan ser consultados sobre los temas de "interés nacional" para el sector.
Para destacar, el 90% de las operaciones pasa por inmobiliarias.
Con CAIR ya formada, los operadores inmobiliarios harán el 26 y el 27 del actual una convención en la Bolsa de Comercio de Rosario.
"Haremos una convención para debatir qué queremos hacer y ser, qué posición tomaremos, qué esperan los futuros asociados de esta cámara y que les podemos dar y ofrecer que no hayamos pensado", señaló el presidente de CAIR.
Acompañan a Frenkel Santillán Cristián Beláustegui, como vicepresidente; Mariano Maurette, secretario, y Emir Carrillo, tesorero, entre otras autoridades..

Por Fernando Bertello | LA NACION Sábado 13 de agosto de 2011

La construcción de edificios creció el 37%

En el primer semestre, en la ciudad
La construcción de edificios creció el 37%

En el primer semestre de este año, la construcción de edificios en la ciudad de Buenos Aires creció casi el 38 por ciento, en comparación con igual período de 2010, y los principales barrios que aglutinaron el interés de los desarrolladores fueron Palermo y Villa Urquiza, según indicó un informe privado.
El estudio, elaborado por la consultora Urbeos, detalla que en el primer semestre del año se construyeron en promedio 73 edificios residenciales por mes, lo que significa el 37,73 por ciento de crecimiento respecto a enero-junio de 2010.
El año pasado, la construcción de edificios residenciales nuevos por mes era de 53 inmuebles.
Si se tiene en cuenta el promedio mensual de metros cuadrados construidos de esas obras se desprende que mientras en el primer semestre de 2011 se construyeron 68.858 metros cuadrados por mes, en 2007, con menor cantidad de obras, la superficie fue superior, con 78.529 metros cuadrados de promedio.
Esta situación permite suponer que los desarrolladores continúan eligiendo obras más pequeñas con tiempos de ejecución y comercialización más acotados.
El informe, citado por la agencia Télam, da cuenta de una fuerte concentración en siete barrios. Entre los barrios con más obras iniciadas durante 2011, se incluyen Palermo (11,70%), Villa Urquiza (9,17%), Caballito (8,72%), Villa Crespo (7,80%), Núñez (7,34%), Belgrano (6,88%) y Flores (5,05%).
Al respecto, Núñez y Flores se posicionan como nuevos focos de inversión. Se estima que la zona localizada entre Av. del Libertador y Av. Cabildo presenta incidencias que rondan los 650 dólares el metro cuadrado, con precios de venta para departamentos a estrenar que ascienden a 2500 dólares el metro cuadrado.
Si bien el barrio de Flores actúa como receptor de la presión inmobiliaria existente en Caballito, con la llegada de la línea A del subte este tradicional barrio también podría comenzar a reposicionarse a partir de incidencias más bajas (450 dólares el metro cuadrado) y precios de venta para departamentos a estrenar que llegan a 2050 dólares el metro cuadrado.

Fuente: La Nación Lunes 15 de agosto de 2011

Volvió a crecer la escrituración de inmuebles

Volvió a crecer la escrituración de inmuebles en la Ciudad de Buenos Aires

Durante junio se realizaron 5.746 escrituras, un 2,4% más que en el mismo mes de 2010, según un informe del Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires. En total, se realizaron operaciones por $2.302 millones, un 17,9% más que el año anterior
Por segundo periodo consecutivo, aumentaron la cantidad de escrituras realizadas en la Ciudad de Buenos Aires. En total, durante junio se realizaron 5.746 escrituras, un 2,4% más que en el mismo mes de 2010.
Según el relevamiento del Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires, el monto de las transacciones alcanzó un valor promedio de $400.750, equivalente a u$s97.744 al tipo de cambio medio del mes de $4,10 por dólar que informó el Banco Central.
Dichos valores representan incrementos en comparación con un año atrás de 15,2% en pesos y 10,3% en el equivalente en dólares, retomando el ritmo que se había verificado entre febrero y abril últimos.
Estos valores significaron una reducción en la brecha negativa respecto de las variaciones en el promedio de los salarios y en el costo de la construcción de viviendas en propiedad horizontal. De este modo, el monto medio de las transacciones representó ahora menos del equivalente a 91,5 salarios, constituyendo la menor relación desde febrero de 2009.
Con respecto a mayo, la suba del total de transacciones fue del 4,2%, aunque corregido por estacionalidad el aumento de la actividad inmobiliaria retomó el rango de los dos dígitos: fue de 13,9%, lo que posibilitó alcanzar el equivalente a 292,5 transacciones por día hábil, el nivel más alto desde noviembre de 2010.
De este modo, el mercado inmobiliario parece encaminado a repetir el desempeño que mostró en la primera mitad de 2007, antes de que aparecieran en escena las primeras señales de la crisis internacional y, en el orden interno, la campaña electoral a nivel nacional, de cara al vencimiento de un nuevo mandato presidencial, habida cuenta de que a dos meses con variaciones negativas le siguieron otros dos con moderado aumento, siempre respecto de igual período del año previo.

Inclinación hacia las unidades de mayor valor
Con respecto a la segmentación de las operaciones, por rango de montos, los dos menores, que abarcan las transacciones por hasta $250.000, es decir con un máximo de poco más de u$s60.000, volvieron a perder participación, tras el movimiento ascendente que habían acusado entre febrero y abril últimos, al significar el 46% del total.
La menor representatividad de esta franja se anotó en enero con 44,6%. Ese giro explica que el monto promedio de las transacciones experimentara una modesta suba, tanto en pesos como en su equivalente en dólares, aunque se mantuvo en más de 10% por debajo de los picos del primer bimestre del año.
Frente a la composición del mercado inmobiliario en junio de 2010, la segmentación actual del mercado inmobiliario porteño muestra que las transacciones por sumas menores a $250 mil bajaron su representatividad en más de 9 puntos porcentuales, a favor de las escalas superiores, en particular la siguiente, de hasta 500 mil pesos, aunque no resultó menor el aumento de los actos en las franjas Premium, de más del equivalente a doscientos mil dólares.
En lo que va del año se concretaron 28.509 actos escritúrales por un monto global de $11.616,4 millones. En el primer caso, se trató del nivel más alto desde 2008, mientras que en el segundo, se marcó un récord histórico en términos nominales en pesos. Incluso, en el equivalente en dólares se superó en 11,9% la marca máxima que para los primeros seis meses se anotó en 1998, al ascender a u$s2.869,7 millones.

Fuente: Infobae.com 08-08-11

Consorcios

Administradores, pautas para una buena elección y control

Cuando se trata del manejo cotidiano de un edificio, estos profesionales cumplen un papel fundamental. Requisitos y datos para tener en cuenta
Habitualmente, los consorcios atraviesan muchas y diversas situaciones. Y quizás una de las más difíciles es la elección del administrador.
Sucede que en el mercado, muchos ofrecen este servicios sin tener ni la capacidad, ni la infraestructura, ni la experiencia como para poder encararlo con efectividad y evitar conflictos y problemas tanto en el edificio como entre los copropietarios.
Si bien la tarea de administrar un consorcio no encuadra en la categoría de profesión, sino en la de actividad , para ejercerla es necesario tener un certificado de aprobación de un curso de, precisamente, Administración de consorcios, tal como lo estipula la ley 941 de 2002 y modificada por la 3254 de 2009, que entró en vigencia en 2010 en la ciudad de Buenos Aires.

Además de ordenar la actividad, la norma creó un Registro Público de Administradores de Consorcios (RPA) dependiente de la Dirección General de Defensa y Protección al Consumidor del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, donde los administradores deben estar inscriptos con nombre y apellido o razón social, constituir un domicilio especial en la ciudad y poseer número de CUIT, entre otros requerimientos.
Paso a paso
Por eso, en el momento de tomar la decisión por un administrador conviene tener en cuenta ciertos parámetros. Por ejemplo, constatar que la persona elegida esté inscripta en este registro es lo primero para evaluar. También se le debe solicitar el currículum, si tiene una carpeta con sus antecedentes (datos personales, detalle de los consorcios que administra para utilizarlos como referencia), además de una copia de liquidaciones de expensas de otros consorcios, si tiene oficinas propias y verificar su buen trato y conocimientos en la entrevista personal.
"Algunos consorcistas deberán verificar los datos ofrecidos y visitar algunos de los consorcios citados para tomar referencias sobre el desempeño del administrador a contratar. También sugerimos pedir un Veraz para constatar los antecedentes bancarios del administrador, sobre todo el que ofrece el Banco Central de la República Argentina. Como último consejo recomendamos no contratarlo por más de seis meses en un primer período, tratando de que el vencimiento no opere a fin de año o en época de vacaciones. También es importante que quede constancia en el acta de designación del nuevo administrador que debe cumplir con la ley 941, modificada por la ley 3254 y su decreto reglamentario 551, para que no haya equívocos", aconsejó Alicia Giménez, presidenta de la Unión de Consorcistas de la República Argentina (UCRA).
Otro tema para tener en cuenta es la cantidad de consorcios de los que se ocupa, ya que un administrador que tenga una estructura chica no podrá encarar una buena labor en numerosos edificios que presenten problemáticas importantes al mismo tiempo.
Fernando Staino, titular de Administración Staino SA y vicepresidente segundo de la Cámara Argentina de la Propiedad Horizontal y Actividades Inmobiliarias, explicó: "Si hablamos de las administraciones de tipo familiar en las que trabajan el titular, su esposa e hijos, éstas no podrán atender más de 20 edificios (siempre y cuando no surjan problemas importantes en varios edificios a la vez o cuando la familia está de vacaciones). Si se trata de una empresa no hay un número ya que el titular de la firma delega en empleados idóneos la atención de sus clientes, generalmente un supervisor o inspector puede atender aproximadamente 30 edificios, ya que dentro de la empresa cuenta con las distintas áreas que apoyan su trabajo, como servicio de computación, control de personal, relaciones públicas, pago a proveedores, cuentas corrientes, etcétera".
Por otro lado, cuando un administrador lleva tiempo en ejercicio resulta más fácil reconocer si es bueno o no en su tarea. Se evidencia, entre otras cosas, en su respuesta a las necesidades de los copropietarios, tanto mediante mails, llamadas telefónicas o notas en su oficina, el trato igualitario hacia los copropietarios evitando favoritismos, el cumplimiento debido de leyes y ordenanzas, si el edificio tiene multas, moratorias u obras mal efectuadas, y si la presentación de las liquidaciones mensuales es clara, así como la rendición de cuentas, y tal como lo dispone la ley 3254.
"En ocasiones, no se deja intervenir a ciertos copropietarios, considerados los culpables y responsables de querer cumplir con leyes y ordenanzas vigentes, de exigir rendición de cuentas, etcétera, siendo pasibles del rechazo unánime del resto del consorcio, con conocimiento pleno del administrador, que ven en los consorcistas que velan por el consorcio a un enemigo al que se debe aniquilar, si es necesario, iniciándole una causa judicial", dijo Giménez.
Consejo de administración
Un grupo que trabaja muy cercano al administrador es el consejo de administración. Ayuda a resolver los problemas que se presentan en el edificio, colabora con el administrador para que se aceleren los trabajos a realizar, revisa los presupuestos, su aprobación, trata de tener el edificio en orden y controla los gastos, entre otras tareas.
Sin embargo, muchas veces se confunden los roles y las responsabilidades. "Las quejas caen sobre los del consejo y realmente tienen que ir hacia el administrador, porque el administrador nos tiene que llamar y comunicar la problemática del edificio, no que el copropietario nos toque el timbre a cualquier hora o nos pare en la calle y nos presente sus quejas", cuenta Manuel Serrano, consultor inmobiliario e integrante desde hace seis años de un consejo de administración de la ciudad de Buenos Aires.
El tema de las liquidaciones mensuales es sensible a todo copropietario, ya que las expensas suelen ser un tema de conflicto entre ellos y los administradores, por falta de claridad en las liquidaciones o de comprensión por parte de los propietarios.
"Los enfrenta el concepto, la mayoría de las veces equivocado, de que el administrador fija arbitrariamente el valor de las expensas, pero el valor de éstas surge de las características del edificio, sus instalaciones, antigüedad, estado de mantenimiento, cantidad de personal empleado y demás", explicó Patricia Fernández, abogada, perteneciente al grupo de profesionales de la Asociación Inmobiliaria Edificios Renta y Horizontal (Aierh).

Las mismas deben tener los datos completos del administrador, del consorcio, el recibo del administrador por el cobro de sus honorarios, en el que se debe incluir su número de CUIT, de inscripción en el Registro de Administradores, la situación fiscal, el importe y período correspondiente. Además debe detallar los ingresos y egresos del mes anterior y el activo o pasivo total, los pagos por suministros, servicios y abonos a contratistas que incluyan todos los datos de la empresa, el trabajo realizado, los elementos provistos, el importe total y, de ser necesario, número y cantidad de cuotas que se abonan. En cuanto al personal del consorcio, en la liquidación se debe informar sus datos, sueldo básico y horas extras del período al que corresponde el pago, así como la categoría del edificio, los descuentos y aportes por cargas sociales, y los datos completos de los seguros contratados, vencimientos de pólizas y número de cuota que se está pagando. "Sabemos quiénes son los malos administradores, pero los intereses encontrados de los consorcistas no hace nada fácil removerlo en las asambleas. A pesar de que se conocen todas sus fallas, los siguen votando igual", concluyó, Giménez.

Juicios
Si existieran juicios por cobro de expensas o por otras causas en los que el consorcio sea parte, se debe indicar todos sus datos y el capital reclamado. Además, incluir el resumen de movimientos de la cuenta bancaria del consorcio correspondiente al mes anterior..

Fuente: Analía Rivero Pomarino, La Nación 13 de agosto de 2011
Related Posts with Thumbnails