lunes, 13 de mayo de 2013

Alquileres: Que valores pactar?

Se llega a pactar hasta dos valores por año con un ajuste de 15% cada uno
El letal golpe que le asestó el cepo cambiario al mercado inmobiliario trajo consigo un cambio en el mundo de los alquileres. Sin moneda de cambio para transar propiedades, gran cantidad de propietarios optaron por retirar el bien del mercado y colocarlo en alquiler hasta que las nubes se despejen.
Así las cosas, la oferta de alquileres aumentó en este tiempo. ¿Cuánto rinde una propiedad de dos ambientes en la ciudad de Buenos Aires? "Una propiedad promedio ubicada en un buen barrio porteño puede tener una renta anual de aproximadamente entre cuatro y cinco por ciento en pesos", dice Leandro Korn, de Korn Propiedades.
Claro que la rentabilidad depende el tipo de propiedad. Según un relevamiento del mercado, la rentabilidad promedio de los alquileres de viviendas se ubica entre un 4 y un 5%, la de oficinas en alrededor de 5% y la de los locales entre 6 y 7 por ciento.
En el alicaído mercado inmobiliario todos se ilusionan con el Certificado de Depósito para Inversión (Cedin), que emitirá el Banco Central, uno de los instrumentos financieros lanzados por el Gobierno como parte del blanqueo de capitales. Creen que más allá de la venta de departamentos de usados, uno de los segmentos que más sufrió el cepo cambiario, también se impulsará la construcción de nuevas unidades y que eso finalmente impactará en la oferta de alquileres. La Cámara Argentina de la Construcción, que preside Gustavo Weiss, fue una de las entidades que más apoyaron la iniciativa. "Estas medidas incorporarán capitales adicionales al circuito productivo en un momento en que la industria de la construcción y el sector inmobiliario están ávidos de recursos y alternativas de financiamiento", dijo la entidad mediante un comunicado.
Justamente con esa nueva oferta de inmuebles, se debería compensar la salida del mercado de los alquileres de muchos inmuebles cuyos dueños los quitaron de la venta en virtud de la parálisis del sector. Justamente ese retiro de unidades podría influir en el precio ya que a menor oferta más precio.
Los contratos de alquiler de viviendas prácticamente ya no se pactan en dólares. Pero claro, en épocas de alta inflación y sin posibilidad de incluir una cláusula de actualización en el contrato, los particulares negocian al menos dos precios: uno por el primer año de contrato y otro por el segundo. "Hay casos en los que pactan más precios. Los alquileres se aumentan cada seis meses entre 12 y 15 por ciento", resume Korn.
¿Qué sucede con los contratos comerciales? La demanda cayó en los últimos meses y los precios tendieron a estabilizarse. En general también tienen dos aumentos por año. El mundo de los contratos temporales o amoblados también se contrajo. Allí los valores de un alquiler son alrededor de 20% más caros que las locaciones tradicionales.

Fuente: Por Diego Cabot para La Nación Domingo 12 de Mayo de 2013

0 comentarios:

Related Posts with Thumbnails